Seguidores

viernes, 28 de febrero de 2014

DECRETO PARA SANAR EL MIEDO A LA ENERGIA DEL DINERO



(IMPORTANTE PARA REALIZAR EN ESTOS MOMENTOS ACTUALES DE MOVIMIENTOS ENERGETICOS A NIVEL GLOBAL).

"En el Nombre del Yo Soy (3) Y en la Presencia Divina en Mi, Decreto y pido desde mi corazón y mi Ser Superior que sean Disipadas y Liberadas de dentro de mí y de mis cuerpos energéticos, tanto en el mental, emocional y en el etérico todas las memorias de miedo con la energía del Dinero, que sean sanadas y liberadas completamente de mi interior estas memorias de miedo e inseguridades, para abrirme a dar y a recibir abundancia y sentirme merecedor/a en todo momento de recibir dinero para que fluya de forma honesta y armoniosa para mí, en armonia para todo el mundo, bajo la Gracia Divina y de manera Perfecta.

Que Así Sea (3), Así Será (3), Hecho esta ya (3) Gracias."

AMEN.

CREENCIAS LIMITANTES QUE BLOQUEAN EL FLUJO DEL DINERO/ABUNDANCIA EN NUESTRA VIDA


"La Conciencia de la Riqueza es simplemente la expansión de tu conciencia y la percepción de las partes ricas dentro de tu ser. Por esa razón es que todo lo que necesitas para aumentar tu Conciencia de la Riqueza ya está dentro tuyo. Tú ya eres rico, pero te enseñaron a elegir el no experimentar tu riqueza. Este conocimiento cambia todo. Tal como lo hacen los ricos, tú puedes saber ahora como hacerlo y empezar a experimentar el rico en ti.... Tú tienes mayor capacidad de riqueza adentro tuyo de la que puedas experimentar en todo tu tiempo de vida. No necesitas preocuparte si has alcanzado tu límite de volverte rico de alguna forma en particular ó debido a cualquier circunstancia. Ni siquiera tienes que saber como convertir la Conciencia de la Riqueza en papel moneda en efectivo, pues, como verás, ocurrirá automáticamente. Todo lo que necesitas hacer es expandir tu Conciencia de la Riqueza y ejercitarla, actuar sobre ella, ser ella."

- Frase el Libro"Un feliz bolsillo lleno de dinero", David Cameron Gikandi.


Creencias limitadoras en el área de la abundancia 
Por David Topi....

Existen tres tipos de creencias/formas de pensamiento negativas en esta área:

Perdida Económica

Hay una “energía” que resuena a la frecuencia que podríamos llamar “de perdida económica”. Literalmente significa y produce que por muchos ingresos que tengamos, todo o una gran parte de ello se nos vaya de las manos. Esto se traduce en gastos inesperados de todo tipo, en perdidas que salen de debajo de las piedras, en cosas que de repente nos exigen un esfuerzo económico mayor.
Falta de apoyo “económico”

Esta energía genera un patrón en el cual simplemente, no “entran ingresos”, porque nadie “nos apoya”, es decir, nadie nos proporciona desde el exterior, esos ingresos que necesitamos (no vienen clientes, compradores, etc.). Quizás no tenemos excesivos gastos, pero estar generando una frecuencia de “falta de apoyo” bloquea directamente el flujo energético entrante de abundancia.


No voy a tener bastante

Esta es la tercera en discordia. Este patrón de pensamiento/creencia limitadora genera una frecuencia y vibración que cuando emitida desde el cuerpo mental/emocional provoca que por mucho que nos entre, siempre tenemos la sensación de que no es bastante. No se bloquea el flujo de entrada ni se incrementa el flujo de salida excesivamente, sino que se compensan y parecen que justo se anulan, de forma que efectivamente, parece que nunca vamos a tener bastante.


Ser conscientes

Estas energías están realmente trabajadas al detalle, hay muy poca diferencia en frecuencia entre una vibración y otra, pero supongo que la experiencia me ha llevado a darme cuenta de las sutiles diferencias que existen entre ellas, en mi vida y en la de las personas para las que leo. Eliminarlas o cancelarlas pasa como siempre por ser conscientes de que estamos sintiendo o pensando, al menos para que pierdan parte de su poder, porque podemos empezar a contrarrestar su influencia sabiendo lo que estamos emitiendo al exterior. No son recetas mágicas, a nadie le tocará la lotería si no tiene ningún tipo de creencia limitadora de este tipo (bueno, ¡igual a alguien si! Pero si que es verdad que estando limpio de estas energías, al menos no bloqueas más de lo normal este área de nuestra vida en particular (y se puede extrapolar a cualquier otra, por supuesto).

**Autoria y cortesia de la nota: David Topi (davidtopi.com)

jueves, 27 de febrero de 2014

LIBRO "LAS 5 HERIDAS QUE IMPIDEN SER UNO MISMO", LISE BOURBEAU



LIBRO: "LAS 5 HERIDAS QUE IMPIDEN SER UNO MISMO", Por Lise Bourbeau.

Somos atraídos hacia padres con heridas como las nuestras para recordarnos qué hemos venido a amar. Aprender a aceptar nuestras heridas es aprender a ser responsables y a amarnos incondicionalmente, y esa es la llave para la transformación y la sanación del alma.

¿Te has dado cuenta que cuando acusas a alguien de algo, esa persona te acusa a ti de lo mismo?

Verifica esto con la otra persona, y aparte de sorprenderte, verás cómo te liberas de juicios.

Cuando aprendemos a aceptar nuestras heridas estamos desarrollando el amor. La sanación se produce totalmente cuando nos aceptamos a nosotros. El perdón hacia uno mismo es lo que finalmente nos sana, y para eso hay que aceptar que uno mismo es responsable de todo lo que le ocurre, y aceptar que ha acusado a otros de hacer lo que uno mismo hace a los demás. En el fondo, todos somos humanos, y aceptar nuestras limitaciones es lo que nos hace humildes y nos permite descubrir nuestra herencia divina.

Las 5 heridas primarias son:

Rechazo - Abandono - Humillación - Injusticia - Traición

Copia y pega el siguiente link en tu buscador de internet, luego de ir al link, en la esquina superior derecha hay una ventanita que dice "Descargar", ahi podras salvarlo directamente a tu computadora en formato PDF.

https://www.dropbox.com/sh/zq937dz3w5q6m5a/EBN0xH0emw/LasCincoHeridasDelAlmaQueImpidenSerUnoMismoLiseBourbeau.pdf


*AVISO LEGAL: Todo el material publicado o reproducido en este sitio web tiene como único fin difundir conocimiento y valores culturales. Bajo ningún concepto persiguen fines lucrativos, prohibiéndose expresamente su copiado para uso comercial. Solo se reproduce material al que es posible acceder de manera libre, pública y gratuita en distintos blogs, webs, sitios y lugares de Internet. Si algún autor o compositor, representante legal o sus derechos habientes considera que la exposición de algún material en particular afecta sus derechos de autor, rogamos comunicárnoslo a fin de proceder a su retiro.

miércoles, 26 de febrero de 2014

TRATAMIENTO PODEROSO PARA LA PAZ MENTAL Y LA ARMONIA EN TU CUERPO FISICO


Este es un sencillo pero poderoso tratamiento, se ha demostrado que las personas que lo han practicado encuentran una paz mental y armonía en su cuerpo físico.

Al retirarte por la noche, cuando vayas a dormir afirma mentalmente ó verbalmente, como mejor lo prefieras.

"YO SOY FUERZA, AMOR, SALUD,PAZ, PROSPERIDAD Y FELICIDAD. El espiritú de Dios que esta activo en mí, fluye por todo mi cuerpo físico como una corriente purificadora limpiadora y curativa, que renueva toda obstrucción y trae paz, salud y armonía a todo mi cuerpo.Yo soy féliz, lleno de paz, y me encuentro en completo reposo. Soy eternamente vigoros y radiante de vida. Estoy alegre, animado, vivaz y libre! Me levantaré por la mañana leno de energía, radiante, y con la fortaleza necesaria para levar a cabo todas mis obligaciones del día".

Este como todos los tratamientos trabajan bajo el principio que todo es mente, debemos emplear el procedimiento de lo que pensamos es realidad, y nosotros no somos más que nuestros pensamientos.

Te recomiendo que ademas de realizar el tratamiento anterior, escuches el siguiente audio, hazlo todas las noches antes de irte a dormir:

LA RUEDA DE ENFOQUE, PODEROSO EJERCICIO DE LA LEY DE LA ATRACCION


"LA RUEDA DE ENFOQUE", (PODEROSO EJERCICIO DE MANIFESTACION DE LA LEY DE LA ATRACCION).

El proceso de "LA RUEDA DE ENFOQUE" fue presentada por Abraham-Hicks. El propósito de ello es cambiar y elevar tu vibración sobre un tema a un punto más alto para que logres manifestar tu intencion y meta

Con ello te sentiras mucho mejor animicamente, inmediatamente cambiaras tu punto de atracción; manifestaras lo que quieres.

Con los años me he percatado de la alta taza de exito (alrededor del 99.9%) que muchas personas han tenido despues de haber realizado sus "ruedas de enfoque", esto es un porcentaje mucho más alto que cualquier "gurú" puede prometer o entregar con sus practicas de manifestacion. La rueda de enfoque te hara sentir mucho mejor acerca de las cosas que te molestaban antes, te alineara mas con tus metas, y eliminará por completo las manifestaciones negativas de tu subconciente.

Abraham-Hicks presentó el proceso en su libro " PEDID Y SE OS DARA", y habló de ello en muchos de sus seminarios. Lo describio como "el proceso más poderoso", que el conoce para el exito de manifestacion.... Naturalmente, esto despertó mi curiosidad al respecto. Cuando me enteré de lo efectivo que era.

Pero incluso las personas que han oído hablar del proceso de enfoque de ruedas no siempre saben cómo hacerlo correctamente. Quiero explicar cómo funciona y ofrecerle algunas herramientas y grabaciones Abraham que enseñan a los participantes del seminario cómo hacer una rueda de enfoque.

"¿Cómo se siente acerca de las cosas que le está dando la mayor parte de su atención?Si hay algo en su vida que le da emoción negativa casi siempre se piensa en ello, haríamos cualquier cosa que pudiéramos hacer para conseguir esa cosa negativa fuera de nuestra conciencia. "~ Abraham-Hicks

Identifique su punto de atracción

De acuerdo con la Ley de Atracción, ¿cómo te sientes acerca de un tema es su punto de atracción. Por ejemplo, si usted es soltero y por lo general se siente "decepcionado" por los resultados de sus relaciones, ley de la atracción será atraer a más compañeros que también le hará sentirse decepcionados (u otras emociones similares en frecuencia).

"Limpiar y subir" tu vibración a través de una rueda de enfoque te dará un exitoso resultado diferente a los metodos anteriormente utilizados para manifestar tus metas.

Imprime la imagen de " LA RUEDA DE ENFOQUE", y vamos a empezar!

En primer lugar, identifica lo que no quieres.... Por ejemplo:

"Yo no quiero sentirme decepcionado por las relaciones.
Yo no quiero sentir enojado con mi amigo.
Yo no quiero sentirme culpable por disparar mi empleada.
Yo no quiero tener un coche que se rompe."

Después de haber decidido lo que no quieres, ahora podras identificar fácilmente lo que SI deseas, (Te recomiendo que te enfoques en un solo tema, puede ser: AMOR, DINERO, UN NUEVO EMPLEO, ect;

"Quiero estar satisfecho con mis relaciones.
Quiero perdonar a mi amigo.
Quiero estar en alineación con disparar mi empleada.
Yo quiero un coche nuevo y confiable."

Escribe la frase ("What I Want") "LO QUE YO QUIERO", en el centro de la rueda.

Ahora lo que necesitas es la descripcion de tus sentimientos hacia "eso" que escribiste en "lo que yo quiero", es necesario encontrar declaraciónes que sean ciertas acerca de ti, ejemplo:

"Amo sentir la fluidez del dinero en mi vida.
Amo poder ayudar a otros con mi libertad financiera.
Amo poder aportar ayuda en forma de donaciones a los mas necesitados.
Amo poder ir a los lugares mas hermosos y poder disfrutar de ello con los seres que amo.
Amo el sentirme segur@ financieramente."

Piensa en ti mismo como un abogado tratando de convencer a un jurado de que la declaración en el centro de la rueda ya es una realidad en el AQUI Y AHORA.

Así que si tu enfoque esta en la esperanza de tener o encontrar una mejor relación podrías decir:

"Yo disfruto de conocer a gente nueva"
"Yo me siento agradecid@ por las personas en mi vida."
"Yo amo sentir el amor incondicional y darlo a todo el que me rodea"
"Yo soy feliz por el tiempo compartido con los seres que amo y disfruto estar."

Si estas afirmaciónes son ciertas y coinciden con lo que escribiste en el centro de la rueda ("yo quiero"), anótalas en la primera posición de la rueda. Si la declaración no te hace sentir bien, sigue buscando. No trates de dar un gran salto demasiado pronto. Por ejemplo, no escribas "Estoy list@ para tener una relación increíble!" Porque hablando vibratoriamente - aun no lo estás. Tienes que trabajar tu propio sendero hasta que llegues a ese centro de vibracion alta que te permitira manifestar cualquier cosa que imagines! Comienza con algo pequeño....

Son frases generales en las cuales tú ya crees, y que concuerdan con tu deseo. Y la razón por la cual funciona es porque la Ley de atracción es tan poderosa, que cuando tu mantienes un pensamiento por tan solo 17 segundos, otro pensamiento similar viene a unirse al primero; y cuando esos dos pensamientos se unen, ocurre una combustión que hace que tus pensamientos sean aun más poderosos.

Cada vez que dices una frase en general, estas más propenso a tener un pensamiento puro que cuando dices una frase especifica. El poder de enfocarse en la rueda radica en que estás diciendo frases generales en las cuales ya crees, y al mantenerlas por 17 segundos o más, le ofreces una oportunidad para ofrecer una vibración pura, que es más y más específica a tu deseo.

Encontrar las primeras declaraciónes es generalmente la parte más difícil del proceso. Incluso podrían parecer triviales...Pero esto es lo que va a ocurrir: la ley de la atracción comenzará a entregar más pensamientos o declaraciones similares de vibraciónes más altas. A medida que continúes en el proceso, tu enfoque e impulsos mejorara tu estado de vibracion a una mas alta frecuencia, los cuales de repente tendras acceso a los pensamientos e ideas que no podías haber considerado antes de empezar esta rueda de enfoque. Comienza a escribir las frases donde están las 12 en punto del reloj (en la rueda de enfoque, como lo muestra la imagen de esta nota), y luego sigue alrededor de la 1 en punto, de las 2 en punto, y así hasta que hayas completado 12 frases que te hagan sentir bien.

Es muy importante no tomar un descanso, con ello me refiero que no dejes de practicarlo ni un solo dia, comprometete como una tarea diaria, la razon de que esta fue nombrada "LA RUEDA DE ENFOQUE" es precisamente porque actua como un"foco"! Que mantiene encendido tu proceso creativo, la idea es combinar el poder de tu enfoque con la Ley de Atracción. Estar distraído por otras personas, por la flojera, antipatia, excusas o por un teléfono que suena, simplemente no tendrá el mismo efecto.

Ni siquiera pienses en deternerte si te quedas atascado en el proceso mismo, lee en voz alta o para tí mismo las declaraciones que has escrito desde la primera hasta la última, para que el impulso sea aun mas fuerte. Te sorprenderás de todo lo que empiezas a manifestar.

Cuando hayas terminado de escribir en la RUEDA DE ENFOQUE, compara cómo te sentiste cuando iniciaste el proceso a la manera como te sientes ahora y preguntate a ti mismo, si te sientes mejor. Si es asi, la rueda de enfoque fue exitosa. El proceso tiene que ver con sentirse mejor, cambiando tu punto de atracción, entrando en alineación con lo que tu deseas.

Mientras estás haciendo la rueda de enfoque, recibiras emisiones de energia, pensamientos, ideas, creatividad, etc; todas ellas decargadas de una vibracion alta. Toma nota de todo ello. Yo en lo personal, he hecho hasta ocho ruedas de enfoque en un solo día - yo lo llamo un "maratón rueda de enfoque"! Con cada rueda de enfoque que realices, sentiras más y mas que estas siendo guiado a una zona de felicidad, plenitud y gratitud.

Imagina tu vida como un jardín, el jardín tendría una serie de áreas diferentes: "dinero, amor, salud, etc; El jardin contendra en algunas de sus secciones "rocas, maleza y espinas". Estas son las áreas en las que es difícil que tu jardin crezca y de frutos. Para algunas personas la sección del dinero es así.... Para otros, es la salud o las relaciones. Todo depende de tu enfoque y creencias al respecto.

En otras secciones tu jardín puede incluir algunas rocas, que no dejan que las flores se multipliquen y crezcan, pero también tiene otras secciones repleto de hermosas flores o árboles llenos de frutas deliciosas. Solo unas cuantas personas tienen un jardin frondozo y rebozante de preciosas flores y plantas fructiferas. Esas son las áreas de la vida donde se está prosperando.... La mayoría de las personas tienen al menos un área la cual florece o por lo menos están haciendo lo suficiente dia a dia para que asi sea.

Ahora imagina lo que sucederá si arrancas de tajo toda la maleza y esas rocas y la maleza que cunden y detienen el crecimiento fluido de tu bello jardin.... Encontrarás que las nuevas flores y los árboles pueden crecer fácilmente. Esto te permitira disfrutar de todas las secciones de tu jardin!!!

Cada vez que tu realizas "una rueda de enfoque", estás con ello limpiando estas áreas de tu vida, (las de "tu jardin" lleno de rocas). Quita las rocas, borra las malas hierbas y tiralas a la basura. Si lo haces continuamente podras permitir el crecimiento y nacimiento de todo lo bueno que tu deseas en tu vida.

Al principio cuando realices tu "RUEDA DE ENFOQUE", leela un par de veces al dia para reforzarla. (Aún así, recomiendo que mantengas todas tus ruedas de enfoque cerca de ti, para su revision, lectura y visualizacion, esto te dara un mapa claro de todo el recorrido y avance que has tenido desde el inicio de este proceso. Veras que tan lejos has llegado desde entonces!.

¿Estás listo para limpiar el jardin de tu mente? Y permitir que las cosas maravillosas crezcan y se manifiesten en tu realidad?

Practica y Concreta!!!! Cree en tu potencial para ser CO-CREADOR DE TU REALIDAD!!!

Felices Manifestaciones! Que el universo conspire a tu favor!!

Te invito a darle click en compartir. Gracias por tu apoyo♥

DIECISIETE PASOS PARA SER MAS FELICES, NALE D. WALSH


Extracto del libro "DIECISIETE PASOS PARA SER MÁS FELICES", por Neale D. Walsh

He aquí diecisiete pasos que te pueden llevar hasta allí:

1. Pon fin a la Teología de la Separación
Trabaja tu propia vida y tu sistema personal de creencias para eliminar todo pensamiento de separación de Dios. Libérate de esa teología, sin más. La Teología de la Separación es una teología que se empeña en que nosotros estamos «aquí» y Dios está «allá». Su doctrina nos dice que Dios nos separó de Él en castigo por nuestros pecados, y que nuestra tarea consiste ahora en volver a Dios, lo cual sólo es posible si Dios lo permite; y sólo lo hará si obedecemos sus mandamientos.

Nuestra Patología de la Separación sólo se curará cuando nuestra Teología de la Separación se sustituya por una Teología de la Unidad. Debemos llegar a entender que toda la vida es Una….Es el comienzo de una creación nueva, del hacer realidad la próxima versión, la más grandiosa, de la visión más grande que hayas tenido nunca de Quién Eres.

La vida es la expresión de la Unidad Misma. Dios es la expresión de la Unidad Misma. La Vida y Dios son Uno. La Unidad es Dios y la vida.. Cuando hemos entendido esto, vemos a Dios en todos y en todo. Incluso en nuestros yos divinos. Vemos claramente que somos Dios diosando. Es decir,Dios en el acto de recrearse a sí mismo. ……

……Toda vida es divina, y cuando tratemos a toda vida como divina, lo cambiaremos todo. Pues ¿cómo es posible que un solo aspecto, que una sola Individualización de la Divinidad sea completamente feliz mientras alguna otra Individualización sea completamente infeliz? La respuesta es que no es posible. Y así nos elevaremos unos a otros, para que todos podamos vivirnos a nosotros mismos siendo «más felices que Dios».

2. Manténte en contacto con quien eres
Recuerda que tú no eres tu cuerpo sino un alma que realiza con el cuerpo un viaje de gozo. Recuerda que tu alma es una parte eterna de Dios. Recuerda que Dios y tú sois Uno. …….

Entiende que, por ser Quien Eres, nada puede hacerte daño, y no necesitas nada para ser absolutamente feliz en este cuando/donde de tu existencia eterna.

Lo que te digo aquí es que te veas a ti mismo como a un Ser Espiritual con cuerpo, con la misión sagrada de la autorrealización y de la autocreación. Empieza por darte cuenta de Quién Eres de Verdad; después, re-créate a ti mismo en la próxima versión, la más grandiosa, de la visión más grande que hayas tenido nunca de ese Quien Eres. Tu tarea diaria, que no es tan difícil como puede parecer al principio, es la siguiente: Recuerda tu identidad. Retén tu identidad. Recrea tu identidad.

3. Da a los demás todas las vivencias que buscas tú
El modo más rápido y más fácil de retener tu identidad es poner a los demás en contacto con la suya. El modo más rápido para tener cualquier vivencia es hacer que los demás tengan la misma vivencia. Si quieres vivir tu Yo Divino y tu identidad verdadera, haz que otro viva su Yo Divino y su identidad verdadera.

Devuelve a las personas a ellas mismas. Esto lo puedes hacer de cien maneras, en mil vidas, en un millón de momentos.
Si quieres vivir cualquier cosa en tu propia vida, haz que otro la viva en la suya. Si quieres vivir el amor, haz que otro sea amado. Si quieres conocer la abundancia, haz que otro tenga abundancia. Si quieres conocer el éxito, haz que otro alcance el éxito. Si quieres conocer el poder, haz poderoso a otro.

Si quieres conocer la paz, haz que otro esté en paz. Lo que estoy diciendo aquí es que por donde mejor empieza la Creación Personal es en otro. Enfócate primero en el otro, siempre en el otro, no empieces nunca por el Yo, y lo que quiera vivir el Yo se hará realidad multiplicado por siete. Cualquier cosa que quieras crear para ti mismo, créala para otro. Esta es la forma más poderosa de la Energía de Atracción.

4. Ten claro que nada de lo que ves es real
Vivimos en el mundo de la ilusión Entenderás tu relación verdadera con todo lo que te rodea cuando te consideres a ti mismo como un ilusionista que contempla sus propios trucos. Diviértete, como se divierte un buen ilusionista, pero no olvides ni por un instante que todo es una ilusión. Lo que es más importante, no olvides que eres tú el que estás creando la ilusión. Por tanto, procura no perderte en ella.

5. Decide que tú no eres tu «historia»
Para vivir lo que está pasando de una manera que mantenga tu felicidad,lo más probable es que tengas que abandonar tu historia. Tu «historia» son todos los datos que has recogido acerca de lo que te ha pasado en tu vida, y la realidad que te has fabricado acerca del tipo de personaque eres tú y que son las demás personas, y de cómo os hicisteis así todos……

La felicidad no la encontrarás nunca en tu historia; sólo la encontrarás en tu decisión más nueva y más grandiosa acerca de ti mismo y de los demás. Esto puede significar tener que decirte a ti mismo, respecto de muchas cosas que han sucedido: «Eso fue “entonces”; y esto es “ahora”». Ninguna de esas cosas ejerce ninguna relación sobre lo que está sucediendo en este momento.

……Es importante que entiendas que tu mente subconsciente no conoce la diferencia entre el Entonces y el Ahora. Guarda todos los datos en un lugar donde no existe el tiempo. Por eso te puedes despertar una noche cubierto de sudor frío por haber soñado con una cosa que pasó hace veinte años. Tu mente subconsciente (que, dicho sea de paso, controla la mayor parte de los sistemas de tu cuerpo) no sabe que lo que estás recordando no está sucediendo en realidad.

Reaccionar es ni más ni menos que lo que la misma palabra indica. Es actuar (accionar) otra vez como actuaste antes. Éste es un camino que conduce con toda seguridad a la infelicidad, pues la felicidad máxima se encuentra en la creación, no en la reacción.

Lo que estoy diciendo aquí es que lo que te está invitando a hacer la vida es a vivirte a ti mismo y vivir el momento que estás viviendo en cualquier cuando/donde determinado, tal como tú quieres vivirte a ti mismo, y no como solías vivirte a ti mismo.

Se te invita a que renuncies a tu identidad anterior, a que abandones tus ideas viejas acerca de ti mismo, y a que te figures que la vida ha vuelto a comenzar para ti ahora mismo, al menos en lo que respecta a las decisiones más importantes respecto de quién eres y de cómo te van las cosas. En algunos círculos, a esto se le llama volver a nacer.

6. Ten sólo preferencias
Muchas personas se hacen infelices a sí mismas simplemente porque les resulta imposible aceptar la vida tal como se está presentando aquí mismo, ahora mismo. Nada les parece lo bastante bueno y nada está bien del todo. Como en el cuento de la princesa y el guisante, estas personas no pueden sentirse cómodas de ninguna manera con su situación ni sus circunstancias, con su entorno o con sus compañías. Nada funciona, nada es lo bastante bueno, lo bastante rápido, lo bastante grande. Son unas personas que siempre encontrarán el motivo para no ser felices del todo, mientras exista eso que llamamos tiempo meteorológico. No son capaces de celebrar lo que es, sino que necesitan, más bien, quejarse de lo que no es.

Celebrar o quejarse: ésta es la opción de cada momento. Si eliges lo primero en vez de lo segundo, tu vida podrá llenarse de sonrisas para siempre. Verás, existe una manera de ser más felices que Dios, y consiste en no exigir que nada sea diferente en ningún sentido de como es ahora mismo.

Esto no significa que no aspires nunca a cambiar nada. Sí que significa que no bases tu felicidad en si se está produciendo o no ese cambio. Es una cuestión de dejar de vivir la vida a base de adicciones y pasar a vivirla a base de preferencias.

Siempre podrás saber si tienes adicción a algo, en vez de simplemente preferirlo, observando si la falta de ese algo te hace perder la felicidad.

La idea para la vida consiste en convertir tus adicciones en preferencias. Encontré por primera vez este concepto en el libro extraordinario de Ken Keyes Hacia la expansión de la conciencia. Recomiendo a todos este libro de visión profunda.

Las adicciones se transforman en preferencias por el sencillo método de observar sinceramente cuánto te perderías de verdad si no tuvieras lo que crees que quieres y que necesitas aquí mismo y ahora mismo. Suele ser con frecuencia mucho menos de lo que te piensas.

Lo que estoy diciendo aquí es que, mientras se esté viviendo la vida, siempre habrá algo que celebrar. Ver el vaso medio lleno, más que medio vacío, es algo más que un aforismo ñoño. Es la clave de la felicidad perdurable.

Si sales de tu historia el tiempo suficiente para echar una mirada a la vida con sinceridad y para darle una oportunidad, advertirás que la vida te está presentando ahora mismo y casi a cada momento todo lo que necesitas para estar satisfecho y en paz. Lo único que tienes que hacer para vivirlo así es cambiar tus requisitos para este momento presente.

El cambio de requisitos es muy sencillo, en realidad. No es más que una cuestión de cambiar de opinión acerca de lo que necesitas ahora mismo. La verdad es que no necesitas nada en especial. La «Necesidad» es una de las Diez Ilusiones de los Seres Humanos. No es real. A ti te puede parecer un desafio asumir esta idea dentro de tu realidad vital, pero quizá no te cueste tanto esfuerzo ver que la mayoría de las cosas que te parecía que no podías vivir sin ellas no las necesitabas en realidad. Habrás encontrado una manera no sólo de existir sin esas cosas, sino de sonreír, reír y ser feliz sin ellas.

El «Requisito» es otra de las Diez Ilusiones de los Seres Humanos (puedes ver la lista completa, con su explicación, en el Apéndice). Es la ilusión de que existe algo que debes tener absoluta y necesariamente para poder vivir. Pero no hay nada que debas tener aparte de lo que ya tienes ahora mismo, que es el Yo tal como es en realidad. No puedes morir, y tu vida no puede terminar, porque tú eres la vida misma manifestada. Cuando hayas entendido esto, ya no temerás a la muerte, y entonces ya no temerás a la vida. Tampoco volverás a sentir una necesidad apremiante y visceral de nada en particular. Esto lo cambia todo.

7. Ve la perfección
Velo todo tal como es: el suceso perfecto, que viene en el momento perfecto para proporcionarte la oportunidad perfecta de expresar de la manera perfecta aquello que es la Perfección Misma. En su relación personal contigo, la perfección es el Yo que has elegido ser y que ahora optas por demostrar y vivir.

Ésta es una cosa que la mayoría de la gente no es capaz de admitir y que se niega a reconocer; pero es la verdad acerca de ti; y Dios lo sabe. Lo que he aprendido yo a consecuencia de mis tratos directos con Dios es que yo soy íntegro, Completo y Perfecto tal como soy. Y tú también lo eres.

Esto se aplica igualmente al sabio y al pecador, al ángel y al canalla. En el mundo de Dios no hay pecadores ni canallas. Sólo hay Individualizaciones de la Divinidad, algunas de las cuales han olvidado Quiénes Son de Verdad.

En cada uno de los momentos dorados del Ahora tenemos la oportunidad de aprovechar ese momento, y todo lo que encierra y ofrece, para recordar Quiénes Somos de Verdad; y, a continuación, para demostrarlo. La vida nos otorga los dones de la eternidad y del infinito para que podamos conocernos a nosotros mismos en nuestras propias vivencias… y para que, después, nos recreemos a nosotros mismos de nuevo en la próxima versión, la más grandiosa, de la visión más grande que hayamos tenido nunca de Quiénes Somos.

Éste es el proceso que llamamos evolución. Éste es Dios diosando. Lo que estoy diciendo aquí es que no juzgues ni condenes a las personas ni los sucesos que te pone delante la vida, sino que mantengas la conciencia plena de que tú, tú mismo, te los has atraído, para que puedas cumplir todas las posibilidades de la vida, su promesa y su propósito.


8. Sáltate el drama
Recuerda que nada tiene más significado que el que tú le atribuyas. Repítelo mentalmente, en silencio, en cualquier momento de estrés o de alteración: Nada tiene más significado que el que yo le atribuyo. Es una variante de las palabras de Shakespeare que acabamos de citar, y la primera vez que las vi expresadas de este modo fue en Un curso de milagros. Estas diez palabras pueden cambiar toda tu manera de vivir la vida. Pueden frenar en seco el drama. Pueden partir por la mitad la confusión y la angustia emocional. De hecho, pueden llegar a eliminarlos por completo.

Apréndete de memoria esas diez palabras y utilízalas a modo de mantra cuando te parezca que se te está estropeando el día… o la carrera profesional, o la vida de pareja, o cualquier otra cosa que hayas preparado y trabajado con tanta dedicación. Recuerda que en muchos casos en que parece que se nos está estropeando la vida, lo que pasa es que se nos está arreglando por primera vez.

Cuando yo me alteraba por las cosas cuando era niño, mi madre me decía: «¿Qué importancia crees que tendrá esto cuando tengas noventa años?».

Esto me tranquilizaba un poco, evitando que cayera en excesos emocionales que no eran buenos para nadie, y mucho menos para mí. «Si crees que dentro de noventa años vas a estar sentado en tu mecedora, en el porche de tu casa, preocupado por esto, preocúpate ahora. Si crees que entonces vas a estar alterado por esto, altérate ahora. Si no lo crees, déjalo sin más.» Esto es lo que me decía mi madre. Me encanta esta palabra, «déjalo». Respira hondo y relájate. Lo que estoy diciendo aquí es que no te precipites a ponerte en modo de «reacción» en cuanto aparezca una energía negativa. Trabaja duro contigo mismo para quedarte en el espacio de «creación». Date cuenta de que lo que estás viendo puede ser simplemente el funcionamiento de la Ley de los Opuestos, que ejerce su efecto en el Proceso de la Creación Personal. Adopta una postura de agradecimiento siempre que puedas. . . y no dudes en servirte del humor para alcanzar esa postura. Yo he descubierto que el mejor es el humor con el que te ríes de ti mismo.

Es lo mejor de todo, sin discusión. Para acabar con los reveses y el drama innecesario de mi vida, todo lo que tengo que hacer es reírme de mí mismo. Es una excelente medicina.

9. Entiende la tristeza
No es lo mismo la tristeza que la infelicidad. ¿Captas la diferencia?

Tu tristeza no tiene por qué hacerte infeliz. Tu tristeza, como señal de tu situación en tu camino evolutivo, puede servirte de confirmación interior de la profundidad de tus sentimientos y, por tanto, de quién eres como persona y como ser espiritual.

Cuando alguien te haga daño, permítete sentir tristeza. Y sobre todo cuando haces daño a otra persona, permite que tu arrepentimiento vaya acompañado de tristeza. Otórgate a ti mismo el don de la tristeza, y verás cómo sanas más deprisa de todas las vivencias que te inspirarían la tentación de olvidarte de tu identidad plena.

Lo que estoy diciendo aquí es que tu tristeza acerca de cualquier cosa no debe impedirte ser más feliz que Dios, más feliz de lo que fuiste antes. La felicidad es acumulativa. Cuanto más la sientes, mayor se hace.

10. Deja de discutir con la vida
Una gran proporción de la falta de felicidad que sentimos en nuestras vidas es consecuencia de nuestros juicios de valor. Tendemos a juzgarlo todo. A las personas que nos rodean, las circunstancias que presentan éstas, los hechos del momento y, naturalmente, a nosotros mismos.

Hay personas que no pierden una sola oportunidad de adoptar su postura de juicio de valor. Es casi como si estuvieran juzgando la vida misma. Constantemente.

Lo que resulta especialmente interesante acerca de la mayoría de los juicios humanos es que la gente ni siquiera se basa en una medida objetiva para llegar a sus conclusiones. En general, aplican una vivencia anterior, sus ideas propias, su propia «historia», como base para tomar una decisión sobre otra persona.

Naturalmente, nunca se les ocurre que bien podrían ser sus propias vivencias, sus ideas, su «historia», las que estén algo desviadas. He observado esto con el distanciamiento suficiente para llegar a la conclusión de que probablemente yo mismo lo esté haciendo así. Por eso me he esforzado mucho en sustituir los juicios a los demás por la reflexión sobre mí mismo.

Cuando siento la tentación de juzgar a los demás, miro dentro de mí para determinar cuándo obré yo de esa manera en mi vida; cuándo produje yo esos resultados en mi vida; cómo es posible que yo cometiera tales errores en mi vida.
De pronto, me llega una oleada de compasión que barre los juicios de valor y que hace imposible una condena por mi parte.

Lo que estoy diciendo aquí es que en un corazón que tiene amor no hay lugar para los juicios de valor. Pero recuerda que juzgar no es discernir, y observar no es juzgar. Saber discernir es muy saludable, y hacer observaciones es muy natural. Una observación dice: «Esto es así». Un juicio de valor dice: «Esto no debe ser así».

Sobre todo, no te juzgues a ti mismo; pues Dios no te juzgará jamás. No; ni ahora ni nunca. Esta es la verdad que está detrás de la verdad. Esta es la verdad que no se puede pronunciar. Esta es la blasfemia de entre las blasfemias.
El Juicio y la Condena se cuentan entre las Diez Ilusiones de los Seres Humanos. Sencillamente, no son reales.

11. Abandona todas las expectativas
Nada representa un obstáculo mayor para la felicidad duradera (o incluso para la felicidad a corto plazo) que las expectativas. Abandónalas ahora mismo y no vuelvas a albergarlas jamás, acerca de nada ni de nadie.

Olvídate de cómo crees que «deben ser» las cosas. En el universo no existe el «debe ser». El «debe ser» es una invención humana que no tiene nada que ver con la realidad última. Debes saber que los giros y los desvíos que nos apartan del camino que creíamos que íbamos a seguir no son rodeos en absoluto, sino que son el camino más rápido que conduce de donde estamos a donde queremos estar. De lo contrario, no lo seguiríamos.

Confía en que Dios sabe lo que hace. Debes saber que la vida siempre está conspirando a tu favor. Entiende que las expectativas no son más que la idea que tienes acerca de algo, y que esta idea no tiene ni puede tener en cuenta el tejido complejo de los viajes vitales que todos emprendemos de manera secuencial y simultánea, en la vivencia cocreativa y colectiva del Alma Única expresada a través de los Muchos.

Dicho de otro modo, aquí pasan más cosas de las que se aprecian a simple vista. Hay más de un programa de trabajo. El objetivo es único, pero el proceso es múltiple.

Si eres consciente de ello constantemente, descubrirás que el hecho de aferrarte a las expectativas sólo sirve para encrespar el Plan Perfecto y su representación en el escenario de la vida por todos los actores.

Lo que estoy diciendo aquí es que las expectativas marcan un límite al modo en que defines la perfección, y que este límite constriñe tu creación de la perfección misma. Por tanto, no esperes nada y acepta todo lo que recibas. Acoge todo lo que se presente. Ama lo que es.

12. Ten compasión contigo mismo
No te consideres «malo» por ninguna vivencia negativa con que te encuentres ahora (aunque tengas la sensación de que «te lo mereces» o de que«tú te lo has buscado»; de hecho, sobre todo si tienes esta sensación). En vez de ello, ten compasión con tu propio Yo y sabe que Dios te ha dotado del poder interior necesario para cambiarte a ti mismo, para cambiar tus motivos, tus conductas, tus circunstancias externas y tu vida misma, de aquí a un instante.

Recuerda siempre que tú no eres tu pasado; que tú no eres quien eras ayer, ni siquiera quien eras hace un momento. Que cada nuevo día, cada nuevamhora, cada nuevo momento, señalen un nuevo comienzo. Aunque estés en elmúltimo momento de tu vida, no será demasiado tarde para declarar tu próximanidentidad, la más grandiosa, y para asumirla.

Lo que estoy diciendo aquí es que la transformación es una cosa instantánea-momentánea, que tenemos abierta y disponible a cada segundo. La vida comienza de nuevo cuando tú lo dices. Por eso, sé delicado contigo mismo acerca de ti mismo. Perdónate con un beso tus (supuestos) defectos, debilidades y faltas, y recuerda siempre lo siguiente: si te vieras a ti mismo tal como te ve Dios, sonreirías mucho.

13. Di tu verdad en cuanto la conozcas
La mayor lección que he aprendido en mi vida está relacionada con la verdad. No existe la Verdad Absoluta en el sentido objetivo; pero sí existe la verdad subjetiva; existe lo que es verdad para ti; y esto tiene una importancia extraordinaria para tu vida.

Aspira a vivir de manera auténtica; aspira a ser plenamente tú mismo; pues cuando vives enseñando sólo la mitad de ti, dando a conocer sólo la mitad de ti, expresando sólo la mitad de ti, es cuando tienes garantizada la infelicidad. corazón; pues la verdad eleva el espíritu, la verdad libera la mente, la verdad abre el corazón y la verdad enciende la pasión y libera el amor del alma.

14. Observa las energías, atrapa las vibraciones
Observar las energías que te rodean. Escuchar las energías. Percibir las vibraciones. Éstos son los tres niveles de la recepción. Puedes recibir energías viéndolas, oyéndolas y sintiéndolas.

La energía que ves se llama luz. La energía que oyes se llama sonido. La energía que sientes se llama sentimiento. El sentimiento es el lenguaje del alma.

Presta atención a las energías de la vida. Las estás recibiendo y enviando a cada instante. ¿Están en resonancia las energías que envías con las energías que recibes?
La felicidad es el estado de resonancia más elevado. Esta noticia es muy interesante, pues significa que la felicidad no es algo que nos caiga del cielo, sino que es algo que podemos crear.

Para crear felicidad te basta con crear resonancia entre tu interior y tu exterior. Por ejemplo, puedes conjuntar la energía de la ropa que te pones con el estado de ánimo en que te encuentras hoy. De hecho, esto lo haces de manera automática. Puedes conjuntar la energía de los alimentos que comes con la energía de tu cuerpo en cualquier momento dado.

Estos ejemplos son sencillos. Aprende a escucharte a ti mismo. Siente las vibraciones de quien eres, y no hagas nada ni estés con nadie de una manera importante si las vibraciones no concuerdan.

Yo soy incapaz de ir a ver una película, ni de escuchar música, ni de comer algo, ni de ponerme ropa, ni siquiera de decir palabras ni de albergar pensamientos con los que no esté en resonancia. Estas cosas las sientes. Puedes pasar la mano por encima de unos alimentos y sentir, literalmente, si te sientan bien ahora mismo. Puedes sentir a la gente, los espacios, los colores y… sentirlo todo, si prestas atención. Presta atención a tu vivencia exterior y presta atención a tu vivencia interior. Asegúrate de estar en resonancia con las personas, con los lugares y con las cosas que te rodean.

Y escucha. Simplemente, escucha. Escuchar es un gran arte. ¿Sabes que puedes hacer felices a las personas con sólo escucharlas? ¿Sabes que te puedes hacer feliz a ti mismo a base de escuchar a los demás? Escuchar es una de las maneras más ricas de hacer el amor. Está cargada de gratificaciones, cargada de gozo. Intenta absorber todo lo que está pasando en tu espacio. Después, mira a ver si hay concordancia. Y si no hay concordancia, rehuye ese espacio.

Lo que estoy diciendo aquí es que, cuando sigues este paso, tienes muchas más posibilidades de ser feliz. No hace falta «seguir la corriente» para poder «llevarse bien». Presta atención a la energía, capta las vibraciones, y si está en resonancia con Quien Eres y con Quien Eliges Ser, fusiónate con ella y cocrea con ella. Pero si la energía y las vibraciones no están sincronizadas con Quien Eres y con Quien Eliges Ser, apártate de ellas. No de manera brusca, ni grosera, ni con juicios de valor, sino con suavidad, con dulzura, con delicadeza, con amabilidad… y con decisión. No cambies de opinión diciéndote: «Bueno, esto lo puedo aguantar…». Cambia tu vivencia.

Prestar atención a las energías y a las vibraciones de la vida te puede hacer cambiar tu alimentación, tus hábitos de lectura, lo que ves en televisión y en el cine, tu manera de vestir, tu manera de hablar… hasta te puede hacer cambiar de compañías.

Da la bienvenida a estos cambios. Son los primeros pasos del viaje a la dicha.

15. Sonríe
Esto puede parecer una tontería, pero es uno de los recursos más poderosos que me he encontrado en mi vida. Sonríe cinco veces al día sin ningún motivo especial. Y, desde luego, y claro está, sonríe en seguida, ampliamente, cuando sí tengas algún motivo para sonreír.

Hay personas que no sonríen nunca, o muy rara vez. No son capaces de sonreír ni siquiera cuando todos los presentes se están riendo a carcajadas. Estas personas pueden ser simplemente tímidas, o pueden tener un dolor profundo. Pero lo importante es saber que la sonrisa es capaz de curar estas dos dolencias. La sonrisa no tiene por qué ser un mero acto reflejo. La sonrisa puede ser un acto deliberado e intencionado. Cuando lo es, se convierte en un acto de creación y, por tanto, en una herramienta poderosa. Sonríe con facilidad y comparte con facilidad tu sonrisa con los demás. Iluminarás tu corazón, e iluminarás también el lugar donde estés.

Hace años encontré un libro estupendo, Sonríe, aunque no tengas motivo, de Lee L. Jampolsky. Léelo; lo encontrarás maravilloso.

Lo que estoy diciendo aquí es que ¡hay que sonreír más! La sonrisa cambia, verdaderamente, las vibraciones de tu cuerpo. Modifica fisiológicamente la química de tu ser. Libera endorfinas de efecto salutífero. ¿Lo sabías? Lo dice la ciencia médica, y es verdad.

16. Canta
Si lo anterior te pareció ñoño, ¡a ver qué te parece esto! Canta.Quiero que me prometas que vas a cantar una vez al día por lo menos. Prométemelo. Lo cambiará todo. No puedes cantar con mala disposición. Y no puedes mantener una mala disposición mientras cantas. ¡Canta todas las mañanas en la ducha!. ¡Canta en el coche!. Canta bajito aloído de tu persona amada. Canta en voz alta en el parque. ¡Mira cómo se ilumina lo que te rodea!. ¡Mira cómo aparecen las sonrisas! ¿ Crees que alguien puede resistirse a una persona que está cantando? ¿Crees que puede resistírsele el mundo?

Cantar conecta la mente con el corazón y el corazón con la mente. De manera que canta. ¡Te reto a que lo hagas! Lo que estoy diciendo aquí es que las herramientas y los recursos con los que podemos crear la felicidad son muy sencillos, tienen una sencillez elegante. Y los tenemos delante. ¿De qué estamos hablando aquí? De dar. Observar. Escuchar. Sentir. Sonreír. Cantar. ¡Dios mío, son cosas que no nos cuestan nada!

17.Sabe lo que debes hacer cuando las cosas están verdaderamente mal
Está claro que hay ocasiones en que las cosas están verdaderamente mal. Eso no se puede cambiar ni con todo el pensamiento positivo del mundo. Las cosas son lo que son. No puedes taparlas, ni fingir, ni convertir una cosa en lo que no es. Qué hacer, qué hacer… En primer lugar, no te resistas a lo que está pasando. A lo que te resistes, persiste. Te va a parecer raro, pero… bendícelo. Bendice a todas las personas y todos los hechos que te están desilusionando, que te están asediando, que te están asaltando como flechas lanzadas desde lejos.

martes, 25 de febrero de 2014

MILAGRO DE AMOR



"MILAGRO DE AMOR"

Un hombre trabajando en los muros de su casa, encontró un espacio hueco entre las paredes de madera.

Mientras el hombre echaba abajo los muros de su casa, se dio cuenta de que allí había una lagartija inmóvil, porque un clavo, desde fuera, le había atravesado una de sus patitas y la había hecho permanecer fija en la pared.

El dueño de la casa, viendo esto, sintió piedad y curiosidad, al mismo tiempo. Cuando estudió el clavo, se dio cuenta que había sido clavado hacía diez años, cuando la casa fue construída. Esto lo hizo pensar... ¿Qué habría ocurrido entonces?

Pareciera que la lagartija había sobrevivido en esa posición durante diez años. Es muy extraño que estuviera en un oscuro muro en esa posición durante diez años sin moverse. ¡Prácticamente imposible, inimaginable!

Entonces, el hombre se preguntó cómo esta lagartija, con su patita clavada allí desde entonces, habría podido sobrevivir durante diez años sin dar un solo paso. Así que, paró de trabajar y observó a la lagartija durante un rato, preguntándose qué podría haber hecho, y cómo ella habría conseguido alimentarse.

Más tarde, sin saber de dónde venía, apareció otra lagartija, con alimento en su boca.

El hombre quedó aturdido y emocionado al mismo tiempo. ¡Otra lagartija la había estado alimentando durante los diez años que había permanecido clavada en la pared.

Una lagartija fue alimentada por otra, incansablemente, durante diez largos años, sin perder la esperanza en su compañera.

¡Esto era Amor!

¡Tanto amor, un amor tan precioso!

Tanto amor ha tenido esta pequeña criatura...

¿Qué no puede lograr el amor?

¡Puede hacer maravillas! ¡Puede hacer milagros!

Si una criatura tan pequeñita como una lagartija puede amar así... Imagínate cómo podríamos nosotros amar si lo intentamos... Imagínate lo que podríamos lograr si por instantes dejaramos a un lado el egoismo, por otros y por nosotros mismos, solo si supieramos amar así!!!

A veces sentimos que lo que hacemos es una gota de agua en el mar, pero el mar sería menos si le faltara esa gota.


YO TAMBIÉN QUIERO MI MILAGRO DE AMOR!!!

LA MENTE HERIDA (La Maestria del Amor, Dr.Miguel Ruiz)



Quizá nunca hayas pensado en esta cuestión, pero en mayor o en menor medida,
todos nosotros somos maestros. Somos maestros porque tenemos el poder de crear y
de dirigir nuestra propia vida.

De la misma manera en que las distintas sociedades y religiones de todo el mundo
han creado una mitología increíble, nosotros creamos la nuestra. Nuestra mitología
personal está poblada de héroes y villanos, ángeles y demonios, reyes y plebeyos.
Creamos una población entera en nuestra mente e incluimos múltiples personalidades
para nosotros mismos. Después, adquirimos dominio sobre la imagen que vamos a
utilizar en determinadas circunstancias. Nos convertimos en artistas del fingimiento y
de la proyección de nuestra imagen y en maestros de cualquier cosa que creemos ser.
Cuando conocemos a otras personas las clasificamos de inmediato según lo que
nosotros creemos que son. Y actuamos del mismo modo con todas las personas y
cosas que nos rodean.

Tienes el poder de crear. Tu poder es tan fuerte que cualquier cosa que decidas
creer se convierte en realidad. Te creas a ti mismo, sea lo que sea que creas que eres.
Eres como eres porque eso es lo que crees sobre ti mismo. Toda tu realidad, todo lo
que crees, es fruto de tu propia creación. Tienes el mismo poder que cualquier otro ser
humano en el mundo. La principal diferencia entre otra persona y tú estriba en la
manera en que aplicas tu poder y en lo que creas con él. Tal vez te parezcas a otras
personas en muchas cosas, pero no todo el mundo vive la vida de la misma manera que
tú.

Has practicado toda tu vida para ser quien eres y lo haces tan bien que te has
convertido en un maestro de lo que crees que eres. Eres un maestro de tu propia
personalidad y de tus propias creencias; dominas cada acción y cada reacción. Practicas
durante años y años hasta que alcanzas el nivel de maestría para ser lo que crees que
eres. Y cuando por fin comprendemos que todos nosotros somos maestros, llegamos a
ver qué tipo de maestría tenemos.

Cuando un niño tiene un problema con alguien, y se enfada, por la razón que sea,
el enfado hace que el problema desaparezca y de este modo obtiene el resultado que
quería. Entonces, vuelve a ocurrir, y vuelve a reaccionar con enfado, ya que ahora sabe
que, si se enfada, el problema desaparecerá. Pues bien, después practica y practica hasta
llegar a convertirse en un maestro del enfado.

Pues bien, de esta misma manera es como nos convertimos en maestros de los
celos, en maestros de la tristeza o en maestros del auto-rechazo. Toda nuestra desdicha
y nuestro sufrimiento tienen su origen en la práctica. Establecemos un acuerdo con
nosotros mismos y lo practicamos hasta que llega a convertirse en una maestría
completa. El modo en que pensamos, el modo en que sentimos y el modo en que
actuamos se convierte en algo tan rutinario que dejamos de prestar atención a lo que
hacemos. Nos comportamos de una manera determinada sólo porque estamos
acostumbrados a actuar y a reaccionar así.

Pero para convertirnos en maestros del amor tenemos que practicar el amor. El
arte de las relaciones también es una maestría completa y el único modo de alcanzarla
es mediante la práctica. Por consiguiente, para llegar a ser maestro en una relación hay
que actuar. No se trata de adquirir determinados conceptos ni de alcanzar un
conocimiento en concreto. Es una cuestión de acción. Ahora bien, evidentemente, para
actuar es preciso contar con algún conocimiento o al menos con una mayor conciencia
de la manera en que funcionamos los seres humanos.

Quiero que te imagines que vives en un planeta donde todas las personas padecen
una enfermedad en la piel. Durante dos mil o tres mil años, la gente de este planeta ha
sufrido la misma enfermedad: todo su cuerpo está cubierto de heridas infectadas, que
cuando se tocan, duelen de verdad. Evidentemente, la gente cree que esta es la
fisiología normal de la piel. Incluso los libros de medicina describen dicha enfermedad
como el estado normal. Al nacer la piel está sana, pero a los tres o cuatro años de edad,
empiezan a aparecer las primeras heridas y en la adolescencia, cubren todo el cuerpo.
¿Puedes imaginarte cómo se tratan esas personas? Para relacionarse entre sí tienen
que proteger sus heridas. Casi nunca se tocan la piel las unas a las otras porque resulta
demasiado doloroso, y si, por accidente, le tocas la piel a alguien, el dolor es tan intenso
que de inmediato se enfada contigo y te toca a ti la tuya, sólo para desquitarse. Aun así,
el instinto del amor es tan fuerte que en ese planeta se paga un precio elevado para
tener relaciones con otras personas.

Bueno, imagínate que un día ocurre un milagro. Te despiertas y tu piel está
completamente curada. Ya no tienes ninguna herida y no te duele cuando te tocan. Al
tocar una piel sana se siente algo maravilloso porque la piel está hecha para la
percepción. ¿Puedes imaginarte a ti mismo con una piel sana en un mundo en el que
todas las personas tienen una enfermedad en la piel? No puedes tocar a los demás
porque les duele y nadie te toca a ti porque piensan que te dolerá.
Si eres capaz de imaginarte esto, podrás comprender que si alguien de otro planeta
viniera a visitarnos tendría una experiencia similar con los seres humanos. Pero no es
nuestra piel la que está llena de heridas. Lo que el visitante descubriría es que la mente
humana padece una enfermedad que se llama miedo. Al igual que la piel infectada de
los habitantes de ese planeta imaginario, nuestro cuerpo emocional está lleno de
heridas, de heridas infectadas por el veneno emocional. La enfermedad del miedo se
manifiesta a través del enfado, del odio, de la tristeza, de la envidia y de la hipocresía, y
el resultado de esta enfermedad son todas las emociones que provocan el sufrimiento
del ser humano.

Todos los seres humanos padecen la misma enfermedad mental. Hasta podríamos
decir que este mundo es un hospital mental. Sin embargo, esta enfermedad mental ha
estado en el mundo desde hace miles de años. Los libros de medicina, psiquiatría y
psicología la describen como un estado normal. La consideran normal, pero yo te digo
que no lo es.

Cuando el miedo se hace demasiado intenso, la mente racional empieza a fallar y ya
no es capaz de soportar todas esas heridas llenas de veneno. Los libros de psicología
denominan a este fenómeno enfermedad mental. Lo llamamos esquizofrenia, paranoia,
psicosis, pero la verdad es que estas enfermedades aparecen cuando la mente racional
está tan asustada y las heridas duelen tanto, que es preferible romper el contacto con el
mundo exterior.

Los seres humanos vivimos con el miedo continuo a ser heridos y esto da origen a
grandes conflictos dondequiera que vayamos. La manera de relacionarnos los unos con
los otros provoca tanto dolor emocional que, sin ninguna razón aparente, nos
enfadamos y sentimos celos, envidia o tristeza. Incluso decir «te amo» puede resultar
aterrador. Pero, aunque mantener una interacción emocional nos provoque dolor y nos
dé miedo, seguimos haciéndolo, seguimos iniciando una relación, casándonos y
teniendo hijos.

Debido al miedo que los seres humanos tenemos a ser heridos y a fin de proteger
nuestras heridas emocionales, creamos algo muy sofisticado en nuestra mente: un gran
sistema de negación. En ese sistema de negación nos convertimos en unos perfectos
mentirosos. Mentimos tan bien, que nos mentimos a nosotros mismos e incluso nos
creemos nuestras propias mentiras.

No nos percatamos de que estamos mintiendo, y en ocasiones, aun cuando
sabemos que mentimos, justificamos la mentira y la excusamos para protegernos del
dolor de nuestras heridas.

El sistema de negación es como un muro de niebla frente a nuestros ojos que nos
ciega y nos impide ver la verdad. Llevamos una máscara social porque resulta
demasiado doloroso vernos a nosotros mismos o permitir que otros nos vean tal como
somos en realidad. El sistema de negación nos permite aparentar que toda la gente se
cree lo que queremos que crean de nosotros. Y aunque colocamos estas barreras para
protegernos y mantener alejada a la gente, también nos mantienen encerrados y
restringen nuestra libertad. Los seres humanos se cobijan y se protegen y cuando
alguien dice: «Te estás metiendo conmigo», no es exactamente verdad. Lo que sí es
cierto es que estás tocando una de sus heridas mentales y él reacciona porque le duele.
Cuando tomas conciencia de que todas las personas que te rodean tienen heridas
llenas de veneno emocional, empiezas a comprender las relaciones de los seres
humanos en lo que los toltecas denominan el sueño del infierno. 

Desde la perspectiva tolteca todo lo que creemos de nosotros y todo lo que sabemos de nuestro mundo es
un sueño. Si examinas cualquier descripción religiosa del infierno te das cuenta de que
no difiere de la sociedad de los seres humanos, del modo en que soñamos.

 El infierno es un lugar donde se sufre, donde se tiene miedo, donde hay guerras y violencia, donde
se juzga y no hay justicia, un lugar de castigo infinito. Unos seres humanos actúan
contra otros seres humanos en una jungla de predadores; seres humanos llenos de
juicios, llenos de reproches, llenos de culpa, llenos de veneno emocional: envidia,
enfado, odio, tristeza, sufrimiento. Y creamos todos estos pequeños demonios en
nuestra mente porque hemos aprendido a soñar el infierno en nuestra propia vida.
Todos nosotros creamos un sueño personal propio, pero los seres humanos que
nos precedieron crearon un gran sueño externo, el sueño de la sociedad humana. El
Sueño externo, o el Sueño del Planeta, es el Sueño colectivo de billones de soñadores.
El gran Sueño incluye todas las normas de la sociedad, sus leyes, sus religiones, sus
diferentes culturas y sus diferentes formas de ser. Toda esta información almacenada
dentro de nuestra mente es como mil voces que nos hablan al mismo tiempo. Esto es
lo que los toltecas denominan el mitote.

Pero lo que nosotros somos en realidad es puro amor; somos Vida. Y lo que
somos en realidad no tiene nada que ver con el sueño, pero el mitote nos impide verlo.
Cuando contemplas el sueño desde esta perspectiva, y cobras conciencia de lo que eres,
comprendes cuán absurdo resulta el comportamiento de los seres humanos, y
entonces, se convierte en algo divertido. Lo que para todos los demás parece un gran
drama para ti es una comedia. Ves de qué modo los seres humanos sufren por algo que
carece de importancia, algo que ni siquiera es real. Pero no tenemos otra opción.
Nacemos en esta sociedad, crecemos en esta sociedad y aprendemos a ser como todos
los demás, actuando y compitiendo continuamente de un modo absurdo.
Ahora bien, imagina por un momento que pudieses visitar un planeta en el que
toda la gente tuviera una mente emocional distinta. La manera en que se relacionarían
los unos con los otros sería siempre feliz, siempre amorosa, siempre pacífica. Ahora
imagínate que un día te despiertas en ese planeta y que ya no tienes heridas en tu
cuerpo emocional. Ya no tienes miedo de ser quien eres. Ya no te importa lo que la
gente diga de ti, porque no te lo tomas como algo personal y ha dejado de producirte
dolor. Así que ya no necesitas protegerte más. No tienes miedo de amar, de compartir,
de abrir tu corazón. Ahora bien, esto sólo te ha ocurrido a ti. ¿Cómo te relacionarás
con la gente que padece heridas emocionales y que está enferma de miedo?

Cuando un ser humano nace, su mente y su cuerpo emocional están
completamente sanos. Quizás hacia el tercer o cuarto año de edad empiecen a aparecer
las primeras heridas en el cuerpo emocional y se infecten con veneno emocional. Pero,
si observas a los niños de dos o tres años y te fijas en su manera de comportarse, verás
que siempre están jugando. Los verás reírse sin parar. Su imaginación es muy poderosa
y su manera de soñar una auténtica aventura de exploración. Cuando algo va mal
reaccionan y se defienden, pero, después, sencillamente se olvidan y vuelven a centrar
su atención en el momento presente para seguir jugando, explorando y divirtiéndose.
Viven el momento. No se avergüenzan del pasado y no se preocupan por el futuro.
Los niños pequeños expresan lo que sienten y no tienen miedo a amar.
Por eso los momentos más felices de nuestra vida son aquellos en los que jugamos
como si fuéramos niños, cuando cantamos y bailamos, cuando exploramos y creamos
con el único propósito de divertirnos. Cuando nos comportamos como niños nos
resulta maravilloso porque ese es el estado normal de la mente humana, la tendencia
natural. Somos inocentes, igual que los niños, y para nosotros es normal expresar amor.

Pero ¿qué nos ha ocurrido? ¿Qué le ha ocurrido al mundo entero?

Lo que ha sucedido es que, cuando éramos pequeños, los adultos ya padecían esa
enfermedad mental, una enfermedad altamente contagiosa. ¿Y cómo nos la
transmitieron? Captando nuestra atención y enseñándonos a ser como ellos. Así es
como trasladamos nuestra enfermedad a nuestros niños y así es como nuestros padres,
nuestros profesores, nuestros hermanos mayores y toda una sociedad de gente enferma
nos la contagió a nosotros. Captaron nuestra atención, y, mediante la repetición,
llenaron nuestra mente de información. De este modo aprendimos, y de este modo
programamos una mente humana.

El problema reside en el programa, en la información que hemos almacenado en
nuestra mente. Una vez captada la atención de los niños, les enseñamos un lenguaje, les
enseñamos a leer, a comportarse y a soñar de un modo determinado. Domesticamos a
los seres humanos de la misma manera que domesticamos a un perro o a cualquier otro
animal: con castigos y premios. Esto es perfectamente normal. Lo que llamamos
educación no es otra cosa que la domesticación del ser humano.

Al principio tenemos miedo de que nos castiguen, pero más tarde también
tenemos miedo de no recibir la recompensa, de no ser lo bastante buenos para mamá o
papá o un hermano o un profesor. De este modo es como nace la necesidad de ser
aceptado. Antes de eso no nos importa si lo estamos o no. Las opiniones de la gente
no son importantes y no lo son porque sólo queremos jugar y vivir en el presente.
El miedo a no conseguir la recompensa se convierte en el miedo a ser rechazado.
Y el miedo a no ser lo bastante buenos para otra persona es lo que hace que
intentemos cambiar, lo que nos hace crear una imagen. Imagen que intentamos
proyectar según lo que quieren que seamos, sólo para ser aceptados, sólo para recibir el
premio. De este modo aprendemos a fingir que somos lo que no somos y
perseveramos en ser otra persona con la única finalidad de ser lo suficientemente
buenos para mamá, papá, el profesor, nuestra religión o quienquiera que sea. Y con
este fin practicamos incansablemente hasta que nos convertimos en maestros de ser lo
que no somos.

Pronto olvidamos quienes somos realmente y empezamos a vivir nuestras
imágenes, porque no creamos una sola, sino muchas diferentes, según los distintos
grupos de gente con los que nos relacionemos. Una imagen para casa, una para el
colegio, y cuando crecemos, unas cuantas más.

Y esto funciona de la misma manera cuando se trata de una simple relación entre
un hombre y una mujer. La mujer tiene una imagen exterior que intenta proyectar a los
demás, y cuando está sola, otra de sí misma. Lo mismo pasa con el hombre, que
también tiene una imagen exterior y otra interior. Ahora bien, cuando llegan a la edad
adulta, la imagen interior y la exterior son tan distintas que ya casi no se corresponden.
Y como en la relación entre un hombre y una mujer existen al menos cuatro imágenes,
¿cómo es posible que se lleguen a conocer de verdad? No se conocen. La única
posibilidad es intentar comprender la imagen. Pero es preciso considerar más
imágenes.

Cuando un hombre conoce a una mujer, se hace una imagen propia de ella, y a su
vez la mujer se hace una imagen del hombre desde su punto de vista. Entonces él
intenta que ella se ajuste a la imagen que él mismo ha creado y ella intenta que él se
ajuste a la imagen que se ha hecho de él. Ahora, entre ellos existen seis imágenes.
Evidentemente, aunque no lo sepan, se están mintiendo el uno al otro. Su relación se
basa en el miedo, en las mentiras, y no en la verdad porque resulta imposible ver a
través de toda esa bruma.

De pequeños no experimentamos ningún conflicto porque no fingimos ser lo que
no somos. Nuestras imágenes no cambian realmente hasta que empezamos a
relacionarnos con el mundo exterior y dejamos de tener la protección de nuestros
padres. Esta es la razón por la que la adolescencia resulta particularmente difícil. Aun
en el caso de que estemos preparados para sostener y defender nuestras imágenes, tan
pronto intentamos proyectarlas al mundo exterior, éste las rechaza. El mundo exterior
empieza a demostrarnos, no sólo particular, sino también públicamente, que no somos
lo que fingimos ser.

Este sería el caso, por ejemplo, de un chico adolescente que aparenta ser muy listo.
Acude a un debate en el colegio, y, en ese debate, alguien que es más inteligente, y que
está más preparado, le supera y le deja en ridículo delante de todo el mundo. A
continuación él intenta explicar, excusar y justificar su imagen delante de sus
compañeros. Se muestra muy amable con todos e intenta salvar esa imagen delante de
ellos, aunque sabe que está mintiendo. Por supuesto, hace todo lo posible para no
perder el control delante de ellos, pero tan pronto se encuentra solo y se ve reflejado
en un espejo, lo hace añicos. Se odia a sí mismo; se siente verdaderamente estúpido y
cree que es el peor. Existe una gran discrepancia entre la imagen interior y la imagen
que intenta proyectar hacia el mundo exterior. Pues bien, cuanto más grande es la
discrepancia, más difícil resulta la adaptación al sueño de la sociedad y menos amor se
tiene hacia uno mismo.

Entre la imagen que finge ser y la imagen interior que tiene de sí mismo cuando
está solo, existen mentiras y más mentiras. Ambas imágenes están completamente
alejadas de la realidad; son falsas, pero él no es consciente de ello. Quizás otra persona
lo advierta, pero él está totalmente ciego. Su sistema de negación intenta proteger las
heridas, pero éstas son reales y siente dolor porque intenta defender esa imagen por
todos los medios.

De pequeños aprendemos que las opiniones de todas las personas son importantes
y dirigimos nuestra vida conforme a esas opiniones. Una simple opinión de alguien,
aunque no sea cierta, es capaz de hacernos caer en el más profundo de los infiernos:
«Qué feo estás. Estás equivocado. Eres un estúpido». Las opiniones tienen un gran
poder sobre el comportamiento absurdo de las personas que viven en el infierno. Por
ese motivo necesitamos oír que somos buenos, que lo estamos haciendo bien, que
somos bellos. «¿Qué aspecto tengo? ¿Ha estado bien lo que he dicho? ¿Cómo lo estoy
haciendo?»

Necesitamos escuchar las opiniones de los demás porque estamos domesticados y
esas opiniones tienen el poder de manipularnos. Por eso buscamos el reconocimiento
en los otros; necesitamos el apoyo emocional de ellos; ser aceptados por el Sueño
externo a través de los demás. Esta es la razón por la que los adolescentes ingieren
alcohol, se drogan o empiezan a fumar. Sólo para ser aceptados por otras personas que
opinan que eso es lo que hay que hacer; sólo para que esa gente considere que están
«en la onda».

Pero todas esas falsas imágenes que intentamos proyectar provocan un gran
sufrimiento en muchos seres humanos. Las personas fingimos ser muy importantes,
pero, a la vez, creemos que no somos nada. Ponemos mucho empeño en ser alguien en
el sueño de esa sociedad, en ganar reconocimiento y en recibir la aprobación de los
demás. Hacemos un gran esfuerzo para ser importantes, para triunfar, para ser
poderosos, ricos, famosos, para expresar nuestro sueño personal e imponer nuestro
sueño a las personas que nos rodean. ¿Por qué? Pues porque creemos que el sueño es
real y nos lo tomamos muy en serio.

LA MENTE HERIDA, Extracto del libro: "LA MAESTRIA DEL AMOR, DR MIGUEL RUIZ".


*AVISO LEGAL: Todo el material publicado o reproducido en este sitio web tiene como único fin difundir conocimiento y valores culturales. Bajo ningún concepto persiguen fines lucrativos, prohibiéndose expresamente su copiado para uso comercial. Solo se reproduce material al que es posible acceder de manera libre, pública y gratuita en distintos blogs, webs, sitios y lugares de Internet. Si algún autor o compositor, representante legal o sus derechos habientes considera que la exposición de algún material en particular afecta sus derechos de autor, rogamos comunicárnoslo a fin de proceder a su retiro.

DECRETO DE OPULENCIA


DECRETO DE OPULENCIA!

"Amada Magna Presencia "YO SOY", saca de mi mundo emocional todo sentido de limitación y temor a la falta de dinero! ¡Reemplázalo con la plenitud de Tu abundancia ilimitada de toda cosa buena -incluyendo dinero- ahora mismo y para siempre! TODOPODEROSO "YO SOY" (Repetir x3).

domingo, 23 de febrero de 2014

INVOCACIÓN MEDITACIÓN ESENIA, PARA UNA CULTURA DE RESPETO EN EL MUNDO


INVOCACIÓN MEDITACIÓN ESENIA, Para una Cultura de Respeto en el Mundo

Desde el principio, la ciencia iniciática enseñó a todos los seres humanos y a todas las personas los secretos de la oración, la invocación y la activa meditación, para atraer fuerzas positivas a nuestro cuerpo, a nuestra vida, a la atmósfera de la comunidad donde vivimos, a la humanidad y a la tierra.

La presente es una oración-invocación-meditación, cuyo objetivo es atraer a uno mismo y al alma del mundo la presencia del Ángel del Respeto, para que todos los seres puedan ser sanos y felices.

Esta oración-invocación-meditación tiene un poder mágico que purifica el pensamiento, el corazón y el destino. Debe pronunciarse con respeto, conciencia y amor. Es adecuado adoptar una correcta actitud y procurar un estado de calma interno antes de pronunciarla.

"A través de la luz de mi despierto pensamiento, a través del calor de mi corazón, a través de la fuerza de mi conciencia, de mi intención más pura, de mi sinceridad y mi comprensión, invoco al Ángel del Respeto...

Ángel del Respeto,
servidor de la inteligencia cósmica,
aspiro a entrar en tu Escuela de devoción.
Ven y crea tu morada en mi pensamiento,
en mi corazón, en mi vida y mis obras.
Yo quiero serte fiel en amor
y sellar contigo una santa alianza.

(Hacer una breve pausa para meditación y silencio interno.)


Que el ser inmortal que habita la tierra
la hace viva e inteligente,
la usa como cuerpo para su manifestación,
pero es más grande en su esencia,
reciba mi respeto y amor.
El Yo que me anima es uno con el Yo que anima la tierra.
Es mi guía interno y mi sagrada presencia en todos los seres.
Es la esencia de mi inmortalidad.

(Meditación y silencio interno.)


Que el ser inmortal que habita las aguas
las hace vivas e inteligentes,
las usa como cuerpo para su manifestación,
pero es más grande en su esencia,
reciba mi respeto y mi amor.
El Yo que me anima es uno con el Yo que anima las aguas.
Es mi guía interno y la sagrada presencia en todos los seres.
Es la esencia de mi inmortalidad.

(Meditación y silencio interno.)


Que el ser inmortal que habita el aliento
lo hace vivo e inteligente,
lo usa como cuerpo para su manifestación,
pero es más grande en su esencia,
reciba mi respeto y mi amor.
El Yo que me anima es uno con el Yo que anima el aliento.
Es mi guía interno y la sagrada presencia en todos los seres.
Es la esencia de mi inmortalidad.

(Meditación y silencio interno.)


Que el ser inmortal que habita el fuego
lo hace vivo e inteligente,
lo usa como cuerpo para su manifestación,
pero es más grande en su esencia,
reciba mi respeto y mi amor.
El Yo que me anima es uno con el Yo que anima el fuego.
Es mi guía interno y la sagrada presencia en todos los seres.
Es la esencia de mi inmortalidad.

(Meditación y silencio interno.)


Que el ser inmortal que habita el cielo lo hace vivo e inteligente,
lo usa como cuerpo de manifestación, pero es más grande en su esencia,reciba mi respeto y mi amor.
El Yo que me anima es uno con el Yo que anima el cielo.
Es mi guía interno y la sagrada presencia en todos los seres.
Es la esencia de mi inmortalidad.

(Meditación y silencio interno.)


Que el ser inmortal que habita el pensamiento viviente
lo hace vivo e inteligente, lo usa como cuerpo de manifestación,
pero es más grande en su esencia, reciba mi respeto y mi amor.
El Yo que me anima es uno con el Yo que anima el pensamiento viviente.
Es mi guía interno y la sagrada presencia en todos los seres.
Es la esencia de mi inmortalidad.

(Meditación y silencio interno.)


Que el ser inmortal que habita el el conocimiento viviente
lo hace vivo e inteligente, lo usa como cuerpo de manifestación,
pero es más grande en su esencia, reciba mi respeto y mi amor.
El Yo que me anima es uno con el Yo que anima el conocimiento viviente.
Es mi guía interno y la sagrada presencia en todos los seres.
Es la esencia de mi inmortalidad.

(Meditación y silencio interno.)


Tú eres Aquél que ve sin ser visto,
que escucha sin ser escuchado,
que comprende sin ser comprendido,
que da sin recibir,
Tú eres el Invisible, el Supremo y Perfecto.
Yo quiero verte,
quiero oírte,
quiero comprenderte,
quiero darte la bienvenida
y ofrecerte mi respeto, mi veneración y mi amor.
Sin Ti,
nadie ve,
nadie oye,
nadie comprende,
nadie da,
nadie recibe.
En ti quiero morar,
en ti, Yo Soy.

(Meditación y silencio interno.)."



jueves, 20 de febrero de 2014

QUE SON LOS SONIDOS BINAURALES Y CUAL ES SU USO


SONIDOS BINAURALES, PARA EL EXITO EN TODO TIPO DE AREA DE TU VIDA. QUE SON LOS SONIDOS BINAURALES Y SU USO EN NUESTRA VIDA CONTIDIANA...

Qué es la música binaural?

La música es un estado vibracional que tiene la capacidad de elevar y modificar nuestro estado de conciencia. La música binaural pretende elevar esta conciencia a otros estadios mediante la producción de notas musicales capaces de alterar las ondas cerebrales de nuestro organismo.

Cuando una persona escucha esta música es capaz de aumentar su grado de conciencia y esto se traduce en una ayuda a varios niveles de la vida cotidiana: relajación, concentración, visión y otras cualidades ocultas de nuestra mente.
La musicoterapia es un tratamiento que se ha comprobado científicamente a través de diversos estudios clínicos para el tratamiento de:

•Insomnia
•Depresión
•Ansiedad
•Falta de concentración
•Otras patologías, etc; etc;

La frecuencia de onda dominante en la que trabaja el cerebro en un momento determinado es lo que se denomina “estado actual”. Así mismo, el cerebro humano trabaja a diferentes tipos de frecuencias que pasan del estado de alerta, normal, la relajación y la meditación hasta el propio estado de sueño.

Cuando llega un estímulo externo al cerebro, éste puede ser capaz de cambiar de una frecuencia de onda a otra diferente. La persona entonces cambia de etapa o de estado de ánimo. Por ejemplo, en personas alteradas por nervios o que están en un estado total de alerta poseen las ondas beta como ondas dominantes. Su cerebro está emitiendo en la frecuencia de ondas beta, la más común entre la población ya que es sinónimo de trabajo y estrés en algunos casos.

Cambios en el ser humano:

La música binaural tiene como objetivo incidir sobre la persona, y directamente sobre el cerebro, a cambiar el estado en el que se encuentra mediante la difusión de una frecuencia de ondas determinada y sentir los efectos de éstas sobre el organismo.
Conocernos a nosotros mismos es una tarea básica y primordial, y los patrones de ondas cerebrales pueden ayudarnos a alcanzar un estado de ser superior, o bien, obtener una visión más clara de la realidad y de los problemas de la vida.

Hoy día, la música binaural se considera como un sistema beneficioso que cada día consigue más adeptos gracias a unos resultados contrastables.





¿Qué son los sonidos binaurales?

Los sonidos binaurales no dejan de ser frecuencias de onda cerebrales que se combinan con música de fondo para llevar al oyente a un estado de conciencia alterada, un estado meditativo o incluso a un estado de relajación profunda.

Además del beneficio de llevar a la mente a un estado meditativo, de apertura de conciencia y de reestablecimiento químico de los niveles de sodio y potasio en el cerebro, se considera a este tipo de terapia como un paso más en las experiencias personales que tienen relación con el estado psíquico y los fenómenos metafísicos.

Se tiene conocimiento de ellos desde el siglo XIX y fueron puestos en práctica en el siglo XX por varias comunidades científicas. Actualmente, hay indicios que se están probando a nivel militar o en instituciones relacionadas como DARPA.

¿Cómo se escucha este tipo de música?

Su escucha es sencilla per existen unos requeremientos básicos. Para poder sincronizar ambos hemisferios del cerebro a una misma frecuencia es necesario que la persona escuche la música mediante unos auriculares. Todo el instrumental debe ser de calidad (auriculares, aparato reproductor,etc…) aunque lo más importante es la salida del audio. Hasta la fecha se han empleado CDs y mp3 para ello, pero hay que considerar que los mp3 son archivos que comprimen el sonido, y al igual que pasaba con antiguos vinilos, es probable que se eliminen ciertas frecuencias necesarias para la sincronización. Por eso, lo más recomendable es emplear CDs originales o en su defecto audio en formato flac, y si no hay alternativas, se usará mp3 con un bitrate superior a 320 kbps para algunos casos concretos.

Si usted decide adentrarse en el campo de los sonidos binaurales descubrirá que siendo constante en las escuchas, al cabo del tiempo podrá dormir óptimamente, rechazar adecuadamente la ansiedad y el miedo, así como obtener una sensación de bienestar generalizado.

*Autoria y cortesia de la nota: sonidosbinaurales.com


**El siguiente compendio de audios con tonos binaurales, son para diversas cuestiones. La recomendacion es escucharlos al menos 2 veces al dia, por la manana al despertarte y al acostarte a dormir (Escucharlo por al menos 1 hora diaria).
ATRACCION DEL EMPLEO IDEAL:




ATRACCION DEL AMOR:




ATRACCION DE PENSAMIENTOS POSITIVOS QUE TE INSPIREN A TENER UNA VIDA MUCHO MEJOR:




ATRAER UN CUERPO ESBELTO Y SANO (BAJAR DE PESO):




ATRACCION DE SEGURIDAD Y CONFIANZA EN TI MISMO:




ATRAER DINERO A TU VIDA:




ATRACCION DEL EXITO EN LOS NEGOCIOS:




ATRAER UNA MENTE POSITIVA PARA HACERTE PROSPERO Y EXITOSO EN TODO LO QUE EMPRENDAS:




ATRAER MAYOR CREATIVIDAD Y CONCENTRACION EN TUS PROYECTOS: